EL VERANO DE 2015: BALANCE DE ÉXITOS

La desnutrición que afecta a la cartelera norteamericana es un indicativo claro de que el verano ha acabado. “War room”, una producción con un presupuesto de tres millones de dólares y de alto contenido religioso lidera la taquilla. Es hora de hacer balance de un verano de escasa trascendencia pero que al menos en lo económico, mejora las terribles cifras de hace un año.
Ha sido una temporada algo anodina, carente de verdaderos eventos y sin un sleeper que acapare titulares. Si los hizo a principios de junio el estreno de “Jurassic World” que ha terminado su carrera comercial en Estados Unidos como la tercera película más taquillera de la historia. Por motivos opuestos lo hizo “Cuatro Fantásticos” (Fant4astic) cuando llegó a las salas a mediados ya del mes de agosto, dando carpetazo de forma algo grisácea a una temporada que repasamos a continuación.

LOS DIEZ ÉXITOS DEL VERANO

JURASSIC WORLD (647 Mi. US| 1003 Mi WW)

jurassicworld-banner

Nadie se atrevió a aventurar un fenómeno de las dimensiones de “Jurassic World” en la taquilla mundial. La producción de Universal rompió todos los pronósticos recaudando 208 millones $ en su primer fin de semana, haciendo añicos de paso el récord que hasta entonces ostentaba la cinta de MarvelLos Vengadores” (The Avengers). A día de hoy la película dirigida por Colin Trevorrow, con un presupuesto de 150 millones $ acumula 647 lo que la convierte en la tercera película más taquillera de la historia del cine en Estados Unidos. Con Steven Spielberg en las tareas de productor ejecutivo, la película jugó muy bien sus bazas, apelando por un lado a la nostalgia que generaba la trilogía original (o al menos los dos primeros títulos dirigidos por el propio Spielberg) y por otro al impacto del 3D a la hora de mostrar su animalario. Sería injusto no incluir entre las razones de su descomunal éxito a Chris Pratt, protagonista por segundo año consecutivo de la película del verano; hace un año hablábamos de él en idénticos términos a propósito del éxito de “Guardianes de la galaxia” (Guardians of the Galaxy). La unión de todos estos ingredientes y su invasiva campaña publicitaria ha permitido a Universal liderar de forma incontestable el mercado. A Trevorrow el éxito le ha permitido unirse al universo “Star Wars” para el que dirigirá uno de sus nuevos capítulos y a Steven Spielberg, recuperar de alguna forma ese cetro de rey midas que durante tantos veranos ha ostentado de forma absolutista. La fórmula ha funcionado y Universal no va a dudar en poner en marcha nuevas entregas. Más información, en el capítulo de éxitos de los veranos que vienen.

LOS VENGADORES: LA ERA DE ULTRON (The Avengers: Age of Ultron) (457 Mil. US|943 Mil. WW)

avengers-age-of-ultron-banner

En los últimos días ha trascendido a la prensa especializada las disputas internas entre los mandamases de Marvel echándose en cara los malos resultados de “La era de Ultrón”. Los 1401 millones $ recaudados en todo el mundo por la nueva entrega de “Los Vengadores” es una cifra excelente, a pesar de lo abultado de su presupuesto (250 millones $) y los gastos, que suponemos enormes, en promoción. El problema de “La era de Ultrón” no es que haya funcionado a medio gas en la taquilla (eso sería una mentira enorme viendo sus cifras), el problema es que este año ha habido películas que han funcionado mucho mejor. Me refiero claro está a los dos monstruos de la Universal, “Jurassic World” y “Fast & Furious 7”. Su vapuleo entre la crítica especializada, las quejas de su director, Joss Whedom (que difícilmente volverá a dirigir para Marvel) y ahora las disputas entre sus directivos afean unas cifras que sin haber alcanzado a las de su original, algo que muy pocas veces ocurre en sagas de este tipo, le permiten ser de momento la octava película más taquillera de la historia en Estados Unidos. Es verdad que “La era de Ultrón” supuso una decepción a nivel crítico. Su guión carecía de la cohesión dramática de la primera parte, obviando la no del todo buena sintonía entre los súper héroes. También perdió espectacularidad y los nuevos fichajes no aportaron nada a la saga provocando la apatía del espectador. También habría que incluir entre las causas de la caída en las recaudaciones a cierto hartazgo por parte de un grupo de espectadores por los seriales de súper héroes. Hasta Steven Spielberg vaticinaba su decadencia desde las páginas de una publicación especializada, conocedor como es, de los avatares de una industria tan caprichosa.

DEL REVÉS (Inside Out) (349 Mil. US | 386 Mil. WW)

inside-out banner

El cine de animación ha recuperado este verano al público que perdió hace un año cuando “Cómo entrenar a tu dragón 2” (How to train your dragon 2) derrapaba en la taquilla. Pixar decidió dejar una temporada en blanco para dar los últimos toques a “Del Revés” y “El viaje de Arlo” (The good dinosaur), que se estrenará en Navidades. La primera de ellas se presentaba en el pasado Festival de Cannes donde obtuvo el aplauso de la crítica, pero su prueba de fuego fue su paso por la taquilla. Aunque recaudó 90 millones $ durante el fin de semana de su estreno, no pudo hacer frente al fenómeno de “Jurassic World” que en su segunda semana en cartel retuvo el número 1. Su paso por la cartelera americana a pesar de ese pequeño bache ha sido modélico, exhibiendo un mantenimiento extraordinario, sobreviviendo a los Minions y consiguiendo al fin el número 1 de la taquilla en su tercera semana. Este comportamiento resulta aún más extraordinario si tenemos en cuenta el tipo de película que presentó Pixar, una suerte de manual de psicología infantil colorista y musical con un profundo poso melancólico. La personificación de los distintos estados de ánimo que van construyendo nuestra personalidad es en manos de Pixar una suerte de montaña rusa emocional que no escatima en recursos, algunos algo lacrimógenos y otros decididamente infantiles que no obstante han conectado con todo tipo de públicos. Su éxito en Estados Unidos la ha convertido en la segunda película más exitosa de la factoría, superando las cifras de “Buscando a Nemo” (Finding Nemo). Internacionalmente, como viene siendo habitual (salvo en el caso de “Toy Story 3”) la película no ha funcionado igual de bien, ensombreciendo su vida comercial (y siendo arrollada por un fenómeno amarillo…).

LOS MINIONS (329 Mil.US | 714 Mil. WW)

minions banner

A nadie se le escapó que buena parte del éxito de las películas de “Gru, Mi villano favorito” (Despicable Me) era mérito de unas criaturas amarillas algo kamikazes creadas para servir al mal y de una verborrea incomprensible. Era cuestión de tiempo que Illumination y Universal decidieran darles un vehículo para su lucimiento propio. Este tipo de operaciones no siempre salen bien, ahí tenemos el antecedente de “Los pingüinos de Madagascar” (The penguins of Madagascar), pero la diferencia que hace de “Los Minions” algo excepcional es su calado entre todos los públicos, adulto e infantil. Sólo así se explican los 1049 millones $ que ha recaudado la película en todo el mundo, superando así las cifras de la serie original. En Estados Unidos, donde la saga no goza de la misma aceptación que en el resto de mercados, ha recaudado 330 millones $ cifra enorme pero no lo suficiente como para alcanzar a “Del revés”. A su favor, su más que ajustado presupuesto de 75 millones $ frente a los 150 de la de Pixar. Ahora hagan sus cuentas.

DANDO LA NOTA 2: AÚN MÁS ALTO (Pitch Perfect 2) (183 Mil. US| 101 Mil. WW)

Pitch perfect 2 banner

Dando la nota” (Pitch Perfect) se convirtió a finales del verano de 2012 en un pequeño sleeper convirtiendo 17 millones $ de presupuesto en una recaudación de 65. El auténtico éxito le vino después, cuando la película fue explotada en el resto de plataformas caseras convirtiéndose en una especie de película de culto y multiplicando las ventas de su banda sonora. Incluso su protagonista, Anna Kendrick coló un single en el Billboard Hot 100 durante semanas. Ante estos resultados era lógico pensar en su secuela. “Dando la nota aún más alto” se estrenaba en la temporada preveraniega debutando en primera posición y recaudando en tres días 69 millones $, cuatro más de lo que la primera entrega había sumado a lo largo de toda su carrera comercial. Se impuso al estreno de “Mad Max: Furia en la carretera” (Fury Road) y desbancó a “La era de Ultrón” de la primera posición. Este golpe de efecto la mantuvo con vida en la cartelera a pesar de la competencia y terminar su carrera comercial por encima de los 183 millones $. Es la séptima mejor cifra del año hasta ahora y todo ello con un presupuesto de 29 millones $. Internacionalmente las cifras no han sido tan buenas. Estamos ante un producto muy localista difícilmente exportable a otros mercados por la particularidad de su argumento, pero aun así ha doblado las cifras de la primera entrega.

MISIÓN: IMPOSIBLE 5: NACIÓN SECRETA (Rogue Nation) (182 Mi. US |328 Mil. WW)

Rogue nation banner

La saga de ‘Misión: Imposible’ ha mantenido activa la carrera de Tom Cruise durante los últimos veinte años y de paso ha salvaguardado su estatus de estrella. Por cada fracaso o decepción, Cruise siempre ha tenido a punto una nueva entrega de “Misión: Imposible” a cada cual más espectacular y embarcando en ellas a algunos de los directores más prestigiosos y los villanos más carismáticos. J.J. Abrams y Brad Bird debutaron con la saga después de conseguirlo todo en el mundo de la televisión el primero y el cine animado el segundo. En “Nación secreta” ha contado con Cristopher McQuarrie, guionista ganador del Oscar por “Sospechosos Habituales” (The ususal suspects) y director de otra cinta de Cruise, la infravalorada pero innegablemente clásica “Jack Reacher”. Las cifras recaudadas la sitúan como el tercer mejor título de la saga aunque a juzgar por su prometedor arranque se hubiera podido esperar algo más. De momento no ha alcanzaso los 209 millones $ de “Protocolo Fantasma” (Ghost Protocol) y se queda lejos de los 215 millones $ que recaudaba en el 2000 “Misión: Imposible 2” dirigida por John Woo. A pesar de todo su éxito es lo suficientemente importante como para despejar las dudas sobre la permanencia de Cruise como estrella de la franquicia y le permite además resarcirse del fracaso de sus últimos y ambiciosos proyectos, “Al filo del mañana” (The edge of tomorrow) y “Oblivion”.

ANT-MAN (177 Mil. US| 210 Mill. WW)

Ant-Man_Banner

La primera aventura de “Ant-Man”, súper héroe diminuto con los rasgos de Paul Rudd ha cosechado unas cifras muy similares a la de las primeras entregas de personajes mucho más conocidos por el espectador como Capitán América o Thor. La sensación sin embargo es de decepción. El verano pasado “Guardianes de la Galaxia” superó todas las expectativas, terminando el 2014 como uno de los tres títulos más taquilleros del año. La apuesta de “Ant-Man” era similar, poniendo al frente del reparto a un cómico reconocido por la audiencia y confiar en el sello Marvel como imán o atrapamoscas. Se les pasó por alto un par de detalles: Paul Rudd no tiene (ni de lejos) el carisma de Chris Pratt y Peyton Reed, el director, desafortunadamente no tiene el talento y la inspiración nerd de James Gunn o Joss Whedon. El resultado ha sido el rechazo de la crítica y la indiferencia de los espectadores. A día de hoy “Ant-Man” es el título menos comercial dentro del universo cinético de Marvel, por encima tan solo de la también denostada “El increíble Hulk” (The incredible Hulk) de Louis Leteterrier. Las cifras internacionales tampoco son nada espectaculares por lo que toca pensar en que su continuidad esté en peligro.

SAN ANDRÉS (San Andreas) (154 Mil. US|315 WW)

san andres banner

Cada cierto tiempo el espectador demanda determinadas dosis de catástrofe y el cine desde sus orígenes ha satisfecho esa malsana necesidad de contemplar como los principales símbolos del hombre son destruidos, bien por las fuerzas de la naturaleza, alienígenas o de cualquier otra índole. “San Andrés” recuperaba este verano esa lúdica vertiente del cine que llamamos ‘catastrofista’ y los espectadores respondieron muy positivamente. Estrenada a finales de mayo ha alcanzado los 154 millones $ en la taquilla americana, mientras que la figura de Dwyne Johnson ha lanzado su carrera internacional hasta los 315 millones $ (que ya los quisiera “Ant-Man”, por ejemplo). No estamos ante una producción barata. Warner Bros ha invertido 110 millones $ en su producción más otros tantos en promoción. Las cuentas salen justitas pero sirven para afianzar a Johnson como reclamo comercial, al margen de la serie de “Fast & Furious” y cumple como blockbuster de temporada.

MAD MAX: FURIA EN LA CARRETERA (Fury Road) (153 Mil. US|221 Mil. WW)

Mad-Max-Fury-Road-Banner

Si obviamos sus trabajos con pingüinos y cerdos, no veíamos una película de George Miller desde 1993. Había ganas de verlo en acción y la presentación de “Furia en la carretera” en Cannes donde fue el título inaugural desató un hype desmedido que si bien no se ha visto traducido a una taquilla a su nivel sí que ha revitalizado una saga enterrada desde hace tiempo. Nadie se acordó de Mel Gibson, ni tan siquiera de Tina Turner. La crítica premiará en Donostia a “Furia en la carretera” como la mejor película del año (mientras Abbas Kiarostami y el resto de autores de arte y ensayo todavía se preguntan que ha podido pasar). En lo que a cifras se refiera la película ha patinado en suelo americano donde no pudo llegar a lo más alto de la taquilla, cubriendo a duras penas un presupuesto de 150 millones $. En el resto del mundo tampoco ha destacado pero su aureola de culto permanece intacta. En cualquier caso hay que analizar las cifras dentro de su contexto: que una temporada tan competitiva y un mercado saturado de productos prefabricados y franquicias en piloto automático resulta especialmente reconfortante encontrar un título tan a contracorriente como “Mad Max: Furia en la carretera”. Que encima haya tenido éxito ya escapa a cualquier tipo de predicción.

STRAIGHT OUTTA COMPTON (149 Mil. US|18 Mil. WW)

Compton-Banner

Ha sido el último gran éxito del verano y llegaba justo cuando en la cartelera americana languidecían ya la mayoría de sus títulos. La película de F. Gary Gray reconstruye la creación y asalto a las listas de éxitos del grupo de hip-hop más influyente de la historia de la música, N.W.A. y como transformó la sociedad. Los propios integrantes de la formación, como Ice Cube participan en la producción de la película que lideró durante tres semanas consecutivas la taquilla americana. Es el quinto exitazo de Universal durante este 2015, después de arrasar a la competencia con los resultados de “Jurassic World”, “Fast & Furious 7”, “Los Minion” y en menor medida, “Dando la nota aún más alto”. El mayor hándicap de la película de Gray es el mercado internacional frente al cual se dibuja un abismo cultural que con toda seguridad le impedirá repetir las cifras de su estreno en Estados Unidos. En cinco semanas supera los 150 millones $, cifra aún más extraordinaria si se tienen en cuenta los 28 que ha costado producirla.

Sería injusto acabar el capítulo de éxitos del verano de 2016 sin mencionar algunos títulos que si bien no figuran en el top diez, han conseguido cifras destacables. Las comedias “Y de repente tú” (Trainwreck) de Judd Apatow y “Espías” (Spy) de Paul Feige han sabido jugar con presupuestos muy ajustados para en ambos casos superar los 100 millones $. Para Apatow supone su mejor dato después de una serie de trabajos fallidos y para Melissa McCarthy, protagonista de “Espías” la confirmación de su gancho con el público. Encadena con éste su quinto éxito consecutivo con el que además ha derribado los prejuicios que de puertas afuera se tiene este tipo de humor (“Tammy” por ejemplo, ni tan siquiera se llegó a estrenar comercialmente en España).

Otros títulos se podrían incluir tanto en el capítulo de éxitos como de fracasos. “Ted 2”, “Vacaciones” (National Lampoon’s Vacation), “Southpaw” o “Magic Mike XXL” han cubierto presupuestos pero su paso por la cartelera ha sido muy discreto y en algunos casos, como el de las secuelas de “Ted” y “Magic Mike”, decididamente decepcionantes.

Dentro de los circuitos de arte y ensayo, merece la pena destacar la correcta carrera comercial de “I’ll see you in my dreams”, melodrama con Blythe Danner que sin pasar nunca de las 290 salas ha recaudado 7 millones $ y de “Mr. Holmes” con Ian McKellen como un nonagenario Sherlock Holmes que asaltó el top diez de la taquilla a finales de julio y que llegando a haberse exhibido en 898 cines superaba los 16 millones $.

Próximamente, el capítulo de fiascos y fracasos del verano de 2015.

(WW – Taquilla worldwide)

Author Description

Francisco Martínez

No comments yet.

Join the Conversation